BUSCA EN GOOGLE

Búsqueda personalizada

martes, 2 de diciembre de 2008

REFLEXIONES PARA LA SALUD

REFLEXIONES PARA LA SALUD

JESÚS EL PAN DE VIDA
35 Jesús les respondió:
—Yo soy el pan de vida. El que a mí viene nunca tendrá hambre, y el que en mí cree no tendrá sed jamás.
47 De cierto, de cierto os digo: El que cree en mí tiene vida eterna.
48 Yo soy el pan de vida.
(Juan 6:35, 47- 48).

PALABRAS DE VIDA ETERNA
63 El espíritu es el que da vida; la carne para nada aprovecha. Las palabras que yo os he hablado son espíritu y son vida.
68 Le respondió Simón Pedro:
—Señor, ¿a quién iremos? Tú tienes palabras de vida eterna.
(Juan 6:63, 68).

RÍOS DE AGUA VIVA
37 En el último y gran día de la fiesta, Jesús se puso en pie y alzó la voz, diciendo:
—Si alguien tiene sed, venga a mí y beba.
38 El que cree en mí, como dice la Escritura, de su interior brotarán ríos de agua viva.
(Juan 7:37-38).

LA MUJER ADÚLTERA
Todos recordamos aquella escena en la que una gran muchedumbre traía a una mujer sorprendida en adulterio. Venían con piedras en las manos, dispuestas a apedrearla. Jesús les dijo retándoles: "El que esté libre de pecado, que tire la primera piedra". Y Jesús, al ver que nadie le tiraba piedras, le dice: "¿Nadie te ha condenado, mujer? —Ni yo te condeno; vete y no peques más.
Juan 8:1-11.
Agradecemos inmensamente a San Lucas que nos haya hecho este reportaje trágico y estupendo al mismo tiempo, que podría titularse: "Cómo condenan los Hombres. Cómo perdona Dios".

JESÚS, LA LUZ DEL MUNDO
12 Otra vez Jesús les habló, diciendo:
—Yo soy la luz del mundo; el que me sigue no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida.
(Juan 8:12.)

LA VERDAD OS HARÁ LIBRES
31 Dijo entonces Jesús a los judíos que habían creído en él:
—Si vosotros permanecéis en mi palabra, seréis verdaderamente mis discípulos;
32 y conoceréis la verdad y la verdad os hará libres.
(Juan 8:31-32.)

JESÚS, EL BUEN PASTOR
9 Yo soy la puerta: el que por mí entre será salvo; entrará y saldrá, y hallará pastos.
(Juan 10:9).

JESÚS, LA RESURRECCIÓN Y LA VIDA
25 Le dijo Jesús:
—Yo soy la resurrección y la vida; el que cree en mí, aunque esté muerto, vivirá.
26 Y todo aquel que vive y cree en mí, no morirá eternamente. ¿Crees esto?
(Juan 11:25-26).

JESÚS, EL CAMINO AL PADRE
6 Jesús le dijo:
—Yo soy el camino, la verdad y la vida; nadie viene al Padre sino por mí.
7 Si me conocierais, también a mi Padre conoceríais; y desde ahora lo conocéis y lo habéis visto.
(Juan 14:6-7).

JESÚS, LA VID VERDADERA
5 »Yo soy la vid, vosotros los pámpanos; el que permanece en mí y yo en él, este lleva mucho fruto, porque separados de mí nada podéis hacer.
6 El que en mí no permanece, será echado fuera como pámpano, y se secará; y los recogen, los echan en el fuego y arden.
7 Si permanecéis en mí y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queráis y os será hecho.
(Juan 15:5-7).

LLAMAMIENTO DE LEVÍ
(Mateo 9.9–13; Marcos 2.13–17)
27 Después de estas cosas salió y vio a un publicano llamado Leví, sentado al banco de los tributos públicos, y le dijo: —Sígueme.
28 Él, dejándolo todo, se levantó y lo siguió.
29 Leví le hizo un gran banquete en su casa; y había mucha compañía de publicanos y de otros que estaban a la mesa con ellos.
30 Los escribas y los fariseos murmuraban contra los discípulos, diciendo: —¿Por qué coméis y bebéis con publicanos y pecadores?
31 Respondiendo Jesús, les dijo: —Los que están sanos no tienen necesidad de médico, sino los enfermos.
32 No he venido a llamar a justos, sino a pecadores al arrepentimiento.
(Lucas 5:27-32).

“Amarás a tu prójimo como a ti mismo” (Marcos 12:31)
Que Dios Te Bendiga.
Un abrazo
Tu Amigo: Carlos Félix.

jueves, 27 de noviembre de 2008

INFORMACIÓN GENERAL SOBRE NUTRICIÓN.

CONSEJOS PARA SU SALUD

INFORMACIÓN GENERAL SOBRE NUTRICIÓN.


El término nutrición generalmente se refiere a la comida que comemos y como el cuerpo la procesa y la aprovecha. La necesidad fisiológica de alimentos es en realidad la necesidad de nutrientes específicos contenidos en la comida. Los nutrientes son constituyentes químicos de la comida, esenciales para el funcionamiento adecuado del cuerpo.
Cada nutriente tiene una o más de las siguientes funciones:
a) Provisión de fuentes de energía para el metabolismo o actividades.
b) Provisión de material estructural para protección o ayuda, por ejemplo: huesos, músculos, tendones, piel.
c) Participación en la regulación de los procesos corporales, incluso metabolismo, crecimiento, reparación y reproducción.


Los nutrientes esenciales se categorizan en carbohidratos, lípidos, proteínas, vitaminas, minerales, agua y fibras. Cada uno de ellos se puede a su vez categorizar en subgrupos, por ejemplo: carbohidratos, en polisacáridos, monosacáridos; y alcoholes de azúcar y proteínas, en pépticos y aminoácidos. La fibra no siempre se categoriza como nutriente, y la comida muchas veces contiene sustancias no nutritivas, como el alcohol, la cafeína y algunos aditivos y preservantes de la comida. También se hallan sustancias no nutritivas pero saludables en las comidas que contienen muchos antioxidantes, foto enzimas y fitohormonas, flavonoides, isoflavones, picnógenos, por nombrar algunos. En todos ellos hay alrededor de 50 nutrientes esenciales para la vida, y literalmente cientos de sustancias no nutritivas pero útiles.
Conceptualmente, la nutrición difiere de la dietética en el hecho de que incluye los procesos fisiológicos de la digestión, absorción y asimilación. El status nutricional, que se refiere a los tipos y cantidades de nutrientes a disposición del cuerpo, y su uso de los mismos, se halla influido entonces, por algo más que la admisión dietaria. Los factores no nutritivos de la comida, por ser los fitatos, inhibidores tripsinas o alcohol, pueden deteriorar la digestión o absorción de nutrientes. Hasta pueden deteriorar la digestión o absorción de nutrientes. Hasta el contenido fíbrico de la comida afecta el status nutricional. Las influencias netamente sistemáticas, como ser el estrés, desórdenes digestivos o enfermedades crónicas; todas impactan el status nutricional. Un modo adecuado de encarar el status nutricional es recordando que la meta de la nutrición son las células corporales. El cuerpo estará adecuadamente alimentado si las células corporales están adecuadamente nutridas. En consecuencia, status nutricional adecuado implica que se mantienen los niveles funcionales de nutrición celular. La nutrición celular es un concepto clave, porque la patología status nutricional deteriorado a la larga resulta en patologías relacionadas con la nutrición.
Aunque la enfermedad crónica, la excesiva ingestión de alcohol, el tabaco y hasta el estrés contribuyen al status nutricional deteriorado en la civilización occidental, los factores más dañinos se relacionan con las costumbres dietarias. La tendencia moderna, que incluye comidas altamente procesadas y ya preparadas, dan por resultado excesivo consumo de calorías, consumo de fibras mínimo y el de micro nutrientes es a menudo marginal. Los estudios auspiciados por el gobierno y la Organización Mundial de la Salud repetidas veces han demostrado que en muchos subgrupos de países occidentales muy desarrollados, los niveles en sangre de una cantidad de micro nutrientes, como ser hierro, calcio, cromo, magnesio, folatos, tiamina y cobalamina son muy reducidos, aunque los síntomas visibles de deficiencias son raros. Los subgrupos más riesgosos para estas deficiencias con los niños, mujeres embarazadas o lactando, dietistas crónicos y viejos. Por lo general, el status nutricional es inversamente proporcional al nivel financiero o educacional.

Estas afirmaciones no han sido evaluadas por la Food and Drug Administration.
Recuerden
:
“La primera riqueza es la salud”. (Ralph Waldo Emerson)
“La mejor medicina es un ánimo gozoso”. (Salomón)
“Que tu alimento sea tu única medicina”. (Hipócrates)
“Lo más importante de la curación consiste en querer ser curado”. (Séneca)“La libertad y la salud se asemejan: su verdadero valor se conoce cuando nos faltan”. (Henri Becque)
Escríbenos:
exisalud@gmail.com

TENDENCIAS DE LA ENFERMEDAD EN LA SOCIEDAD MODERNA.

TENDENCIAS DE LA ENFERMEDAD EN LA SOCIEDAD MODERNA.

Las pautas de enfermedad y mortalidad han experimentado cambios muy grandes en la sociedad occidental durante los últimos 150 años. A mediados del siglo XIX la causa de muerte más importante eran los accidentes y las infecciones. Este diseño se mantiene aún hoy en día en los países en desarrollo. La falta de vacunas y antibióticos, la higiene deficiente en general, hacían posible que la infección hiciera estragos en la sociedad, las heridas serias a menudo eran fatales por la imposibilidad de controlar la infección, y la falta de tecnología quirúrgica avanzada y estéril. En el mundo moderno, el desarrollo de vacunas, antibióticos, medidas de salud e higiene y las técnicas quirúrgicas mejoradas han relegado estos asesinos a segundo lugar, excepto en algunos subsectores de población. A fines del siglo XX en el occidente, los accidentes son la causa mayor de muerte en los hombres jóvenes entre 18 y 25 años de edad, y las infecciones son fatales por lo general sólo en personas ancianas. Como dijimos antes, no es éste el caso de los países en desarrollo, y en ciertos sectores de su población el SIDA es una seria amenaza.
La causa número uno de muerte por enfermedad en la sociedad occidental sigue siendo la del corazón arteriosclerótico. Sólo en Europa occidental y los Estados Unidos, aproximadamente cuatro millones de personas sufrirán ataques al corazón cada año, lo que representa una incidencia de 1 cada 200 individuos. Aproximadamente un tercio de estos individuos, es decir, alrededor de un millón trescientos mil, morirán antes de llegar a la unidad de cuidado intensivo. La enfermedad silente del corazón es tan insidiosa que el primer signo de enfermedad arteriosclerótica seria no es de dolor, sino parece ser un ataque al corazón seguido de muerte súbita. En estos tiempos es innegable la relación existente entre esta forma de enfermedad del corazón y los factores dietarios, incluso exceso de grasa, colesterol y calorías en la dieta.
El cáncer es el asesino número dos en occidente hoy en día y cobra unos dos millones de víctimas anualmente. Diferentes sociedades de cánceres tienen un componente nutricional incorporado. Y es interesante saber que los factores nutricionales que pueden contribuir a la aparición del cáncer son los mismos que contribuyen con la enfermedad cardiovascular, la dieta con excesos de grasa, inadecuada en fibras y excesiva en calorías que conducen al exceso de peso o la obesidad. Los ataques cardíacos son la causa número tres de mortalidad, y se relacionan con la arteriosclerosis y la hipertensión. Esta última también se relaciona con la dieta, ya que aproximadamente un 20% de los casos de hipertensión son sensibles a la sal, y la obesidad debida a la dieta contribuye significativamente a la hipertensión. Desde el punto de vista de las enfermedades, millones de individuos sufren de diabetes adulta, que ahora se reconoce, puede ser controlada virtualmente en un 100% con métodos de comidas debidamente balanceados. Los factores que implica un estilo de vida sano incluyen control de peso y cambios dietarios, que a menudo llegan a eliminar la necesidad de medicación por completo. Otra enfermedad eminentemente nutricional es la osteoporosis, que ataca a las mujeres en sus años climatéricos y es el resultado de la pérdida de la masa de hueso cortical. Esta condición es secundaria a la producción inadecuada de estrógenos que resulta de la involución de los ovarios durante la menopausia. Es interesante hacer notar que hay evidencias significativas de que las mujeres que comienzan temprano con suplementos dietarios de calcio y otros importantes minerales formadores de huesos, y continúan este suplemento a lo largo de su vida adulta, pueden, aun con ejercicio moderado, posponer y hasta eliminar la aparición de esta enfermedad que representa la causa número uno de enfermedad y mortalidad de mujeres de edad.

Estas afirmaciones no han sido evaluadas por la Food and Drug Administration.
Recuerden:

“La primera riqueza es la salud”. (Ralph Waldo Emerson)
“La mejor medicina es un ánimo gozoso”. (Salomón)
“Que tu alimento sea tu única medicina”. (Hipócrates)
“Lo más importante de la curación consiste en querer ser curado”. (Séneca)“La libertad y la salud se asemejan: su verdadero valor se conoce cuando nos faltan”. (Henri Becque)
Escríbenos:
exisalud@gmail.com

FACTORES DE RIESGO EN LAS ENFERMEDADES DE OCCIDENTE.

FACTORES DE RIESGO EN LAS ENFERMEDADES DE OCCIDENTE.

Surge de lo que dijimos anteriormente que el cambio en los modelos de la enfermedad en la sociedad occidental, que va de la enfermedad aguda a la crónica degenerativa, implica que la dieta puede estar jugando un rol cada vez más importante en la etiología de la enfermedad. La ironía es que: la vida es imposible sin nutrición, y precisamente, porque vivimos más, la comida que comemos puede ser clave en los casos de enfermedad o mortalidad prematuras. La estadística revela que aproximadamente tres millones de muertes anuales en occidente están relacionadas con factores dietarios y obesidad. Esto significa que hay una muerte que tiene que ver con el aspecto dietario cada 10 segundos y medio.
Un descubrimiento interesante al respecto es que las encuestas revelan que más del 90% de los individuos tienen la necesaria información sobre nutrición como para hacer cambios positivos en sus dietas y así prolongar sus vidas. Sin embargo, por una cantidad de razones, incluso la presión propagandística, la comodidad de las comidas modernas y las presiones de la vida moderna, menos del 10% de estos individuos informados hacen los cambios necesarios para reducir el peso y crear estilos de vida que mejoren su salud.
Comparado con las dietas occidentales corrientes, una dieta orientada a lograr longevidad debería tener menos proteínas y más fibras, y más frutas y verduras, para equilibrar el consumo de micro nutrientes. Se considera, por ejemplo, que el occidental promedio consume aproximadamente 4 litros (un galón) de grasas agregadas o aceite por mes, y aproximadamente 63 kilos y medio (140 libras) de azúcar agregada de una u otra forma cada año. Esto significa una cucharada de té de azúcar cada veinte minutos de su vida, día y noche. En nuestra civilización el segmento de la industria alimentaría que más crece es el de las comidas rápidas (fast foods), y cada año consumimos literalmente miles de millones de hamburguesas de alta concentración de grasas, junto con sus correspondientes raciones de licuados y papas fritas, decenas de millones de pizzas, pollos fritos, etc., la mayoría de los cuales son de alto contenido en grasas, calorías, colesterol y sal, y pueden tener serias deficiencias de micro nutrientes.
Aunque la dieta occidental se considera la más segura en lo que respecta a su carencia de elementos que pueden acarrear enfermedades y la más avanzada en cuanto a la variedad de comidas y la cantidad de personas que la consumen, también es cierto que se la debe considerar como de alto riesgo a la vista de la epidemia de enfermedades relacionadas con las dietas que asola el mundo. El costo de dichas enfermedades en lo que respecta a las horas-hombre que se pierden y las erogaciones médicas que provocan, es inmenso, y ni hablemos de la pérdida de vidas humanas. En resumen, si pudiéramos modificar positivamente la dieta y nutrición sólo de occidente, haríamos una tremenda contribución a la productividad y bienestar de nuestra sociedad.
La dieta no es el único factor de riesgo para la enfermedad. La gran tragedia es que, lo mismo que la dieta, la mayoría de los factores de riesgo son el resultado de conductas controlables y auto-impuestas. Es una verdad establecida que los peores son el cigarrillo, el exceso de alcohol, el estrés y el exceso de peso. Este último, si bien no es un factor de riesgo independiente para las enfermedades cardiovasculares en general, se suma a otros y es muy importante en la etiología de muchas dolencias no fatales, incluso la hipertensión, la diabetes adquirida en la adultez, los perfiles anormales de lípidos en sangre, la gota, artritis y los cálculos biliares. La obesidad puede aumentar el riesgo de ciertos cánceres.
Puede causar estrés psicológico considerable y aumenta el riesgo de complicaciones en cirugías mayores y menores.

Lo mismo que la nutrición en general, el exceso de peso representa una de las causas más comunes de enfermedad y mortalidad en nuestra sociedad.

Estas afirmaciones no han sido evaluadas por la Food and Drug Administration.
Recuerden:
“La primera riqueza es la salud”. (Ralph Waldo Emerson)
“La mejor medicina es un ánimo gozoso”. (Salomón)
“Que tu alimento sea tu única medicina”. (Hipócrates)
“Lo más importante de la curación consiste en querer ser curado”. (Séneca)“La libertad y la salud se asemejan: su verdadero valor se conoce cuando nos faltan”. (Henri Becque)
Escríbenos:
exisalud@gmail.com

miércoles, 26 de noviembre de 2008

COMA SUS FRUTAS & VERDURAS

CONSEJOS PARA SU SALUD

COMA SUS FRUTAS & VERDURAS
Por Luigi Gratton, M.D., M.P.H.


Cuando nuestras madres nos indicaban que debíamos comer nuestras frutas y verduras, tenían la razón. Son una parte esencial de nuestra dieta, ya que proporcionan un amplio rango de vitaminas y minerales que sirven a un arsenal de importantes funciones en el cuerpo. Mucha gente, sin embargo, tiene deficiencias en su consumo de frutas y verduras.

NO ESTAMOS RECIBIENDO EL MENSAJE
En los últimos años, el Departamento de Salud de los Estados Unidos ha recomendado que se coman al menos cinco porciones de frutas y verduras al día. Sin embargo, solo uno de cada siete ha logrado cumplir con esta recomendación. De hecho, un tercio de los adultos americanos comen solo dos porciones de frutas y verduras al día y son cuatro veces más propensos a elegir a cambio un bocadillo procesado. En un día cualquiera, alrededor de la mitad de la población no come frutas.

UN MONTÓN DE RAZONES
Existe un arco iris de razones para comer una colorida variedad de la sección de productos en el supermercado. Las frutas y verduras son virtualmente libres de grasas, bajas en sal y son una excelente fuente de fibra. Algunas frutas y verduras, como por ejemplo las zanahorias y el melón cantaloupe, proporcionan Vitamina A, la cual mantiene saludables a los ojos y el sistema inmune. Otras frutas y verduras, como los plátanos y las espinacas, contienen potasio, el cual es muy necesario para el correcto funcionamiento de los nervios y los músculos. Las verduras verdes, como el brócoli y los espárragos, proporcionan las Vitaminas B, muy necesarias para convertir los alimentos en energía. Todas las frutas y verduras contienen fitonutrientes, los componentes de las plantas promotores de la salud. Estudios científicos muestran que los fitonutrientes pueden ayudar a proteger siete órganos claves, incluyendo a los ojos, el corazón, el hígado y la piel, además también fungen como antioxidantes.

PROTECCIÓN ANTIOXIDANTE
Investigaciones actuales han calculado el poder total antioxidante de varios alimentos, mencionando las frutas y verduras a la cabeza de la lista. Los antioxidantes protegen a nuestro cuerpo contra los radicales libres que pueden causar daños en las membranas de las células. Los antioxidantes también impulsan al sistema inmune, ayudan a fortalecer nuestros músculos y apoyan la salud ósea y de la piel. Ya que el comer las porciones diarias recomendadas de frutas y verduras ricas en antioxidantes, no es siempre factible, intente suplementar su dieta con los productos apropiados.
También apoya a los órganos vitales de su cuerpo al proporcionarles nutrientes clave.
Así que trate de seguir el hábito de comer suficientes frutas y verduras cada día. Es uno de los más grandes favores que puede hacer por su cuerpo.

Estas afirmaciones no han sido evaluadas por la Food and Drug Administration.
Recuerden:

“La primera riqueza es la salud”. (Ralph Waldo Emerson)
“La mejor medicina es un ánimo gozoso”. (Salomón)
“Que tu alimento sea tu única medicina”. (Hipócrates)
“Lo más importante de la curación consiste en querer ser curado”. (Séneca)“La libertad y la salud se asemejan: su verdadero valor se conoce cuando nos faltan”. (Henri Becque)
Escríbenos:
exisalud@gmail.com

DESARROLLO DE CUERPOS SALUDABLES

CONSEJOS PARA SU SALUD

DESARROLLO DE CUERPOS SALUDABLES


Como adultos, nos toca trabajar con nuestros hijos y ayudarles a disfrutar de actividades físicas, así como de alimentos nutritivos.
En su informe reciente, el Cirujano General de los EUA describe dos factores básicos que no sólo contribuyen a ampliar nuestras cinturas, sino también las de nuestros hijos: los alimentos que comemos y nuestra inactividad. Tenemos que comprometernos a mejorar no sólo nuestra salud, sino también el bienestar de nuestros hijos.
Mientras que la mayoría de los adultos necesitan obtener y mantener un cuerpo saludable, también tenemos que cerciorarnos del desarrollo saludable de nuestros hijos.
Algunos podrán decir que nuestros hijos ya son saludables por lo cual no tienen que preocuparse por aumentar de peso. Sin embargo, los informes sugieren justo lo contrario. Nuestros hijos son gordos, sedentarios y comen los alimentos equivocados. De hecho, el informe del Cirujano General manifiesta que la predominancia de niños con sobrepeso casi se ha triplicado en las últimas 3 décadas. Estos hallazgos reflejan la sociedad en la que vivimos. Durante los últimos 100 años hemos perdido control de nuestras fuentes alimenticias y nuestros estilos de vida se han vuelto cada vez más sedentarios.
Estos dos factores contribuyen a un creciente porcentaje de niños obesos. La obesidad es uno de los principales factores de riesgo asociados a muchas de nuestras enfermedades crónicas. Podríamos pensar que las enfermedades crónicas son un efecto del proceso de envejecimiento, pero nunca antes habíamos visto un porcentaje tan alto de niños con sobrepeso. De hecho, entre 10 y 15% de los niños estadounidenses tienen un sobrepeso serio.
Hagamos un esfuerzo por fomentar estilos de vida saludables que conduzcan a hábitos sanos. Como adultos nos toca trabajar con nuestros hijos ayudándoles a disfrutar de la actividad y de los alimentos nutritivos.
Con la participación temprana en la planeación de comidas y contenido alimenticio, los niños crecerán con un mejor entendimiento de la manera en que la comida no solamente agrada al paladar sino que alimenta al cuerpo.

La actividad y los alimentos nutritivos desempeñan un gran papel en el desarrollo de cuerpos sanos: un papel más importante de lo que la mayoría de la gente piensa, así que debemos de tratar de enfocarnos en estos conceptos esenciales.

Estas afirmaciones no han sido evaluadas por la Food and Drug Administration.
Recuerden:

“La primera riqueza es la salud”. (Ralph Waldo Emerson)
“La mejor medicina es un ánimo gozoso”. (Salomón)
“Que tu alimento sea tu única medicina”. (Hipócrates)
“Lo más importante de la curación consiste en querer ser curado”. (Séneca)“La libertad y la salud se asemejan: su verdadero valor se conoce cuando nos faltan”. (Henri Becque)
Escríbenos:
exisalud@gmail.com

DIABETES Y LATINOS

CONSEJOS PARA SU SALUD

DIABETES Y LATINOS


Una Comunidad en Riesgo.
Actualmente se estima que 12 por ciento de los latinos en los Estados Unidos padecen diabetes Tipo 2 asociada a la obesidad.
La diabetes no es una enfermedad equitativa. Golpea a algunos grupos étnicos con particular rudeza, especialmente a los latinos que disfrutan una dieta rica en carbohidratos. En promedio, los latinos tienen mayores probabilidades de desarrollar diabetes Tipo 2 que los estadounidenses no latinos. Las estadísticas demuestran que 1 de cada 10 latinos tiene o desarrollará diabetes, en tanto que entre la población promedio este índice es de 1 en 20.
Actualmente se estima que 12% de los latinos en los Estados Unidos padecen diabetes Tipo 2 asociada a la obesidad. Se espera que, en la medida en que siga creciendo la población hispana, la prevalencia de la diabetes y la obesidad entre los latinos alcanzará proporciones de epidemia. Los estudios han determinado que los latinos con diabetes tienen mayor incidencia de complicaciones como padecimientos renales, oculares y cardíacos entre otros, y gastarán más en atención médica conforme envejezcan.
Mantener un peso saludable constituye el primer paso en prevenir la diabetes. Los problemas de diabetes asociada a la obesidad deben examinarse más de cerca. Vencer a la obesidad reduciría enormemente el número de personas con diabetes y disminuiría sus devastadoras complicaciones así como los costos asociados a la enfermedad.
Es importante intensificar los esfuerzos para incrementar la conciencia sobre el control del azúcar en la sangre y prevenir complicaciones en la salud. Se pueden prevenir o retardar las severas complicaciones de la enfermedad a través de la detección y tratamiento tempranos, el ejercicio regular y una dieta saludable.
Frecuentemente, al bajar de peso, los niveles de azúcar en la sangre mejoran.
Cerciórese de que su médico vigile los niveles de azúcar en su sangre mientras pierde de peso, ya que probablemente será necesario hacer algunos ajustes.
La pérdida del peso excesivo también puede ayudar a prevenir la muerte prematura, al disminuir el riesgo de desarrollar condiciones como la diabetes tipo 2, la hipertensión, las enfermedades cardiovasculares, las apoplejías, el cáncer, el asma y la osteoartritis.

Estas afirmaciones no han sido evaluadas por la Food and Drug Administration.
Recuerden:
“La primera riqueza es la salud”. (Ralph Waldo Emerson)
“La mejor medicina es un ánimo gozoso”. (Salomón)
“Que tu alimento sea tu única medicina”. (Hipócrates)
“Lo más importante de la curación consiste en querer ser curado”. (Séneca)“La libertad y la salud se asemejan: su verdadero valor se conoce cuando nos faltan”. (Henri Becque)
Escríbenos:
exisalud@gmail.com